Tener amigos reduce tu nivel de estrés




La ciencia ha descubierto que muchos de los intrincados procesos fisiológicos que gobiernan las enfermedades, pueden ser influidos por la presencia o ausencia de contactos sociales. "Nuestro organismo es sensible a una amplia gama de vínculos sociales", explica Teresa Seeman, epidemióloga de la Universidad de California en Los ángeles.

En gran medida, esto tiene que ver en cómo afecta el estrés a los sistemas inmunitario, endocrino y cardiovascular, y con la manera en que la amistad, al reducir el estrés, amortigua ese impacto sobre el organismo.

Se sabe que el estrés desencadena la famosa reacción de lucha o huida. Al liberarse en la sangre las hormonas del estrés, el pulso se acelera, la presión arterial sube, los músculos se tensan y el sistema nervioso se pone en alerta máxima.

El estrés crónico causa estragos físicos que se traducen por ejemplo en males cardiacos, pues elevan la presión arterial, constriñen las arterias y aumentan la tendencia de la sangre a coagularse.

Tener amigos mitiga las consecuencias fisiológicas del estrés

Los investigadores de la Universidad de Pittsburgh, han observado que cuando se pide a los sujetos de un estudio que lleven a cabo tareas estresantes, tan sólo tener un amigo en la misma habitación, aunque el amigo no ayude en la tarea, vuelve menos probable que aumenten el ritmo cardiaco y la presión arterial del responsable de la tarea.

Fortaleciendo la inmunidad

Glaser y su esposa, la psicóloga Janice Kiecolt-Glaser, estudiaron la influencia benéfica del apoyo social sobre los efectos del estrés.
Tras rastrear la salud de 69 personas que cuidaban a un cónyuge enfermo del mal de Alzheimer, se dieron cuenta de que aquellos que contaban con un buen apoyo social cuando se inició el estudio, mostraron tener un sistema inmunitario más fuerte un año después que quienes carecían de dicho apoyo.

Los investigadores creen que contar con amigos confiables, significa que cuando surgen problemas el organismo libera un número menor de hormonas del estrés. También es menos probable que la presión arterial y el ritmo cardiaco se aceleren, lo que ayuda a evitar daños a las arterias. El sistema inmunitario detecta y combate mejor las bacterias y los virus, pues no tiene que reaccionar constantemente a los mensajes de emergencia de las hormonas del estrés.
A lo largo de la vida, estas sutiles diferencias significan una gran protección contra los estragos del tiempo y las enfermedades.


¿Y si el mejor amigo de uno es su cónyuge? Mucho mejor, porque el matrimonio también protege, sobre todo a los hombres. Al parecer, éstos buscan apoyo emocional más en sus mujeres que en sus amigos varones.

Vía:Amor.com.mx




Compártelo con tus amigos. ¡GRACIAS!


Únete a nuestra cartera de clientes y obtén beneficios especiales.



Tus datos no serán compartidos con nadie ¡NUNCA!

Escrito por: Emperatriz Espinoza

Profesional con excelente preparación y amplia experiencia como laboratorista y otros servicios médicos, Bioquímico Farmacéutico desde 1995 otorgado en la Facultad de Ciencias Químicas de la Universidad Técnica de Machala.

Obtén 10% de descuento en exámenes: Recorta tu cupon Ahora!

Deja tu opinión: